El Propósito del Propósito

El Propósito del Propósito

Toda organización surge a raíz de un propósito. Una persona identifica en la sociedad alguna carencia y crea una forma de satisfacer esas necesidades. Este propósito le impulsa a trabajar duro y a formar un equipo con otras personas que lo comparten. Su pasión por alcanzar la meta es lo que lleva a la empresa a atraer más gente afín, llámense empleados, clientes, proveedores o accionistas, formando relaciones fuertes y duraderas, que son las que la hacen crecer.

Como un dato interesante, desde 1990 estudios han comprobado que las compañías públicas cuyo fundador aún forma parte de la mesa directiva tienen hasta 3 veces más utilidades que sus competidores, pero sabemos que no siempre es posible mantener a su fundador activo.

Así que, ¿Qué pasa cuando llega el tiempo de retirarse para el fundador? Es aquí donde muchas organizaciones pierden esa capacidad de crecimiento, pues sus sucesores no suelen poner el mismo ahínco en el trabajo y pueden incluso dejarla morir, pero nadie desea que el trabajo de toda su vida se vea desvanecido en el momento en que salga por las puertas de la organización, sino que trascienda en el tiempo.

De ahí la importancia de conformar tu equipo con personas que realmente compartan tu propósito, que estén dispuestas a invertir tiempo, esfuerzo y dedicación en la organización que juntos construyen, pues, llegado el momento, no te será difícil encontrar a alguien de tu entera confianza que sea capaz de seguir con tu legado al paso de los años.

Quien Seguira con tu Legado
Guía para Fomentar la Comunicación Abierta en tu Equipo

Guía para Fomentar la Comunicación Abierta en tu Equipo

La Movilidad y el Work-Life Balance Pueden Coexistir

La Movilidad y el Work-Life Balance Pueden Coexistir